13 September 2010
Actúa ya por Walid Yunis Ahmad, Irak

"Llevo 10 años sin ver a mis hijos. No quería que me vieran en esta terrible situación", señalaba Walid Yunis Ahmad a una delegación de Amnistía Internacional que lo visitó en la cárcel en junio de 2010.

Walid Yunis Ahmad se encuentra recluido sin cargos ni juicio desde su detención el 6 de febrero de 2000 en Arbil, la capital de la región semiautónoma del Kurdistán de Irak.

Fue detenido por las fuerzas de seguridad kurdas (asayish) tras subirse a un coche que presuntamente transportaba explosivos. El conductor, quien también fue detenido, fue puesto en libertad tres meses después.

Durante los tres años siguientes a su detención, la familia de Walid no supo dónde estaba o si estaba vivo o muerto. Durante su desaparición forzada fue torturado y recluido en régimen de aislamiento. Ha sido trasladado de una cárcel a otra sin explicación alguna y en la actualidad se encuentra recluido en el cuartel de las fuerzas de seguridad kurdas de Arbil.

Un gran número de personas están recluidas sin cargos ni juicio en la región del Kurdistán iraquí por su presunta pertenencia o adscripción a grupos islamistas, en especial con Ansar al Islam. Casi todos han sufrido torturas u otros malos tratos; otros son víctimas de desapariciones forzadas.
Muchos de estos detenidos provienen de Mosul, una zona que no pertenece a ninguna de las tres provincias kurdas administradas por el Gobierno Regional del Kurdistán pero que éste y el gobierno federal de Irak en Bagdad se disputan, y que se encuentra en gran medida bajo la influencia o el control diarios de las fuerzas de seguridad del Gobierno Regional del Kurdistán.

Algunas de las personas recluidas fueron detenidas por las fuerzas de seguridad del Gobierno Regional del Kurdistán. Otras, por fuerzas estadounidenses que se las entregaron. Muchas de ellas están recluidas desde antes de 2006, momento en el que el Gobierno Regional del Kurdistán introdujo una ley antiterrorista.

Las autoridades kurdas señalan que no pueden enjuiciar a Walid Yunis Ahmad puesto que la ley antiterrorista se introdujo seis años después de su detención y el Código Penal iraquí no incluye delitos de terrorismo. Sin embargo, el Código Penal sí proscribe actos que puedan poner en peligro la seguridad interna o externa del Estado.

Así pues, Walid Yunis Ahmad está recluido indefinidamente sin posibilidad de ser acusado o juzgado, en lo que supone una clara violación del derecho internacional.

Fotografía: Walid Yunis Ahmad, recluido sin cargos ni juicio desde 2000.© Amnistía Internacional

505
Actions taken

Take Action

Campaign has expiredGracias por todo su apoyo, la acción ahora esta cerrada.
663,211
Total Actions taken
by people like you