08 noviembre 2010
Actúa ya por Su Su Nway, Myanmar

Su Su Nway, de 38 años y activista de los derechos laborales, cumple una condena a ocho años y medio de prisión en una cárcel situada en un lugar muy alejado de su familia. Según un reportaje aparecido recientemente en un medio de comunicación birmano en el exilio, Su Su Nway ha sufrido malaria y gota durante 2010. También padece una cardiopatía congénita e hipertensión, que han empeorado debido a las condiciones de la prisión y al hecho de que allí no puede recibir la atención médica que necesita. Es miembro de la Liga Nacional para la Democracia y fue condenada con arreglo a leyes que las autoridades utilizan habitualmente para castigar la disidencia política pacífica.

En agosto y septiembre de 2007 hubo por todo Myanmar protestas masivas contra el gobierno. Su Su Nway, que partició en una concentración callejera contra el brusco aumento del precio del los carburantes, tuvo que permanecer oculta durante casi tres meses. En aquella concentración irrumpieron miembros de la Asociación por la Solidaridad y el Desarrollo de la Unión, organización auspiciada por el gobierno, que golpearon y detuvieron a manifestantes. Su Su Nway fue detenida a mediados de noviembre de 2007, cuando el levantamiento había terminado, por colocar una pancarta contra el gobierno cerca de un hotel de Yangón en el que se alojaba el relator especial de la ONU sobre la situación de los derechos humanos en Myanmar.

Un año después de su detención, Su Su Nway fue condenada a 12 años y medio de prisión, pena que se redujo en la fase de apelación. Tras la imposición de la condena fue trasladada desde la prisión de Insein, en Yangón, a la de Kale, en el norte del país, y en agosto de 2009 la trasladaron a la cárcel de Hkamti, en la división de Sagaing, a más de 1.600 kilómetros de la casa de su familia en Yangón. En Myanmar, las personas encarceladas dependen de sus familias para conseguir alimentos y medicinas, y la distancia supone que a Su Su Nway le resulta muy difícil recibir artículos de primera necesidad.

De vez en cuando, Su Su Nway ha sido castigada con temporadas en régimen de aislamiento, y también se le han negado las visitas de su familia, alimentos suficientes y ropa limpia. Pasó tres días recluida en régimen de aislamiento tras participar en una ceremonia celebrada en la prisión el 19 de julio de 2009 con motivo del Día de los Mártires, que conmemora el asesinato en 1947 del general Aung San (padre de Daw Aung San Suu Kyi, dirigente de la Liga Nacional para la Democracia) y de otros líderes del movimiento independentista de Myanmar.

Firma la petición dirigida al ministro myanmaro de Asuntos Exteriores solicitándole:

  • que Su Su Nway sea puesta en libertad de forma inmediata e incondicional;
  • que proporcione sin demora a Su Su Nway la atención médica que necesite mientras permanezca en prisión;
  • que, mientras permanezca bajo custodia, traslade a Su Su Nway a una prisión cerca de la casa de su familia en Yangón;
  • que Su Su Nway tenga acceso con regularidad a su familia y a asistencia letrada de su elección.
338
acciones emprendidas

Actúa

Campaign has expiredGracias por todo su apoyo, la acción ahora esta cerrada.
662,944
acciones emprendidas
por personas como tú