Qué hace Amnistía Internacional

Amnistía Internacional se opone a la pena de muerte en todos los casos y en todas las circunstancias. La organización trabaja por lograr el fin de las ejecuciones y la abolición de la pena capital en todo el mundo.

Una tendencia descendente

Poco después de su fundación en 1961, Amnistía Internacional empezó a enviar llamamientos para impedir la ejecución de presos de conciencia. Con el tiempo, su oposición a la pena de muerte se ha ampliado hasta incluir a todas las personas privadas de libertad, independientemente del delito por el que hayan sido condenadas.

Los progresos han sido espectaculares en los últimos decenios. En 1977, sólo 16 países habían abolido la pena de muerte para todos los delitos. Treinta años después, en 2007, la cifra había aumentado a 90.
Países abolicionistas y retencionistas   
Noticias y acciones

Trabajo en colaboración

Amnistía Internacional trabaja profusamente contra la pena de muerte haciendo campañas en países concretos y colaborando con la sociedad civil.

La organización es miembro fundador de la Coalición Mundial contra la Pena de Muerte, compuesta por más de 130 organizaciones de derechos humanos, colegios de abogados, sindicatos y autoridades locales y regionales que han unido sus fuerzas para librar el mundo de la pena capital.

Amnistía Internacional coordina la Red Asiática contra la Pena de Muerte, establecida en 2006 y compuesta por profesionales del derechos, parlamentarios y activistas de numerosos países, entre ellos Australia, Corea del Sur, Hong Kong, India, Indonesia, Japón, Malaisia, Mongolia, Pakistán, Papúa Nueva Guinea, Singapur, Tailandia y Taiwán.

 

Recopilación de información

Amnistía Internacional vigila los acontecimientos sobre este tema en todo el mundo. No resulta fácil. Por ejemplo, la gran mayoría de las ejecuciones mundiales tiene lugar en China, pero las autoridades de este país no publican estadísticas sobre la pena de muerte.

Mediante el examen de los informes públicos disponibles, Amnistía Internacional ha confirmado que al menos 22 países llevaron a cabo ejecuciones en 2013.

Condenas a muerte y ejecuciones en el año 2013

Campaña por la abolición

El 18 de diciembre de 2007, la Asamblea General de la ONU adoptó por aplastante mayoría una resolución que pedía la suspensión de las ejecuciones: 104 votos a favor, 54 en contra y 29 abstenciones. La resolución contó con un amplio apoyo en todas las regiones.

Suspensión de las ejecuciones, ¡ya!