Informe anual 2013
El estado de los derechos humanos en el mundo

Comunicados de prensa

17 julio 2013

Egipto: Niegan derechos a partidarios de Morsi entre informes de detenciones y palizas

A cientos de partidarios de Morsi detenidos por las autoridades egipcias se les han negado sus derechos legales, afirma Amnistía Internacional en un nuevo informe publicado hoy. La organización ha reunido testimonios de detenidos que dijeron que les habían sometido a palizas, descargas eléctricas o golpes con culatas de fusiles durante la detención.

Las autoridades egipcias deben respetar el derecho a las debidas garantías procesales de los detenidos, que podrían ser acusados de incitar a la violencia o de participar en ella en las últimas dos semanas. Las denuncias de malos tratos deben ser investigadas con urgencia.

“En este momento de polarización y división extremas, es más importante que nunca que la Fiscalía General demuestre que es realmente independiente y no está politizada ?ha declarado Hassiba Hadj Sahraoui, directora adjunta del Programa Regional para Oriente Medio y el Norte de África de Amnistía Internacional?. Estos casos podrían ser vistos como una mera represalia más que como justicia.”

Desde la noticia de la destitución del presidente Mohamed Morsi el 3 de julio, varios abogados han comunicado a Amnistía Internacional la detención de más de 660 hombres solamente en El Cairo, entre los que hay líderes destacados de la Hermandad Musulmana y de su rama política, el Partido de la Libertad y la Justicia. Muchos fueron detenidos el 8 de julio durante los actos violentos en torno al Club de la Guardia Republicana, que se saldaron con la muerte de al menos 51 partidarios de Morsi.

Aunque finalmente se ordenó la libertad a unos 650 detenidos, los abogados han dicho a la organización que un número desconocido de ellos sigue en detención porque no pueden pagar sus fianzas de entre 1.000 y 1.500 libras egipcias (entre 140 y 700 dólares estadounidenses). Se desconoce aún el paradero del presidente depuesto y de su equipo de ayudantes. 

Amnistía Internacional teme que sus condiciones de reclusión equivalgan a una desaparición forzada. No se ha informado a los familiares que han preguntado por el paradero y la suerte de sus parientes, que al parecer no han comparecido ante un juez ni han tenido acceso a un abogado. 

“Serà imposible establecer la confianza en el sistema de justicia si sólo se detiene a los partidarios de Morsi y de la Hermandad Musulmana mientras se exime de responsabilidad a las fuerzas de seguridad de los homicidios ilegítimos y su inacción a la hora de proteger a los manifestantes de la violencia”, declaró Hassiba Hadj Sahraoui.

“Todas las personas tienen derecho a las debidas garantías procesales, con independencia de lo que piensen las autoridades de su filiación política o de su cargo. Mohamed Morsi y su equipo, como cualquier otro, deben disfrutar de sus derechos básicos, incluido el acceso inmediato a sus abogados y a su familia.”

En virtud del derecho internacional, todos los detenidos deben ser puestos en libertad o acusados formalmente sin demora de un delito reconocible. Cualquier persona privada de libertad debe tener asimismo el derecho a recurrir ante un juez la legalidad de su detención, así como acceso a su abogados y a su familias, y a recibir el tratamiento médico que pueda necesitar. Los abogados deben poder asistir a sus clientes sin impedimentos.

Amnistía Internacional insta a las autoridades egipcias a que abran investigaciones exhaustivas sobre los informes de palizas y malos tratos a detenidos, especialmente durante la detención en las proximidades del Club de la Guardia Republicana, incluidos golpes con culatas de fusiles y descargas eléctricas. Los detenidos también dijeron que en las comisarías de policía les habían vendado los ojos y les habían interrogado unos hombres que creían que eran agentes de inteligencia de la Agencia Nacional de Seguridad, práctica con inquietantes reminiscencias de las tácticas de la era Mubarak. Algunos detenidos recién puestos en libertad también denunciaron que no les habían permitido llamar a sus familias ni a sus abogados.

El ex detenido Mostafa Ali dijo que, tras la detención, las fuerzas de seguridad les obligaron a él y su esposa a arrastrarse sobre cristales rotos. Ali y su esposa se habían refugiado en un edificio vecino tras la dispersión de la protesta ante el Club de la Guardia Republicana. Las fuerzas de seguridad les esposaron juntos a él y a otros detenidos y luego les obligaron a todos a arrastrarse por el suelo. Ali también denunció que les habían golpeado y aplicado descargas eléctricas.

Con al menos nueve líderes destacados y simpatizantes de la Hermandad Musulmana ya detenidos, se han dictado también órdenes de detención contra otras figuras prominentes de la Hermandad, incluido el guía espiritual del grupo. El abogado jefe de la Hermandad, Abdelmonim Abdelmaqsoud, está recluido en la prisión de Tora, al sur de El Cairo.

"Incumbe a la acusación y a las autoridades procesar y presentar pruebas que respalden las acusaciones que pesan contra ellos, dijo Hassiba Hadj Sahraoui. Sin pruebas que puedan comprobarse ante un tribunal, esto es otra campaña de represión contra la Hermandad Musulmana.”

Inmediatamente después de que el ejército anunciara la destitución del presidente el 3 de julio, se suspendieron las emisiones de al menos seis emisoras de televisión partidarias de Morsi, cuyos estudios fueron asaltados posteriormente. Al día siguiente, el Partido de la Libertad y la Justicia anunció que la imprenta estatal se había negado a imprimir el diario del Partido. El domingo, la Fiscalía General congeló los bienes de 14 hombres relacionados con la Hermandad Musulmana y los partidos que la respaldan.

Índice AI: PRE01/353/2013
Región Oriente Medio y Norte de África
País Egipto
Si deseas más información, ponte en contacto con Oficina de Prensa Internacional »

Oficina de Prensa Internacional

Teléfono : +44 (0) 20 7413 5566
9.30 - 17.00 GMT de lunes a viernes
Teléfono : +44 (0) 777 847 2126
Línea operativa 24 horas
Fax : +44 (0) 20 7413 5835
Oficina de Prensa Internacional
Peter Benenson House
1 Easton Street
London
WC1X 0DW
Reino Unido
Sigue a la Oficina de Prensa Internacional en Twitter
@amnestypress