Chad
Jefe del Estado
Idriss Déby Itno
Jefe del gobierno
Emmanuel Djelassem Nadingar (sustituyó a Yusuf Saleh Abbas en marzo)
Pena de muerte
retencionista
Población
11,5 millones
Esperanza de vida
49,2 años
Mortalidad infantil (‹5 años) (h/m)
220/201 por cada 1.000
Población adulta alfabetizada
32,7 por ciento

La situación política seguía siendo tensa, especialmente en la región oriental del país, a pesar de la normalización de las relaciones con Sudán y de los acuerdos de paz suscritos con los dirigentes de algunos grupos armados. Estallaron enfrentamientos interétnicos y se cometieron violaciones de derechos humanos con impunidad casi total. Se perpetraron homicidios y secuestros de civiles y de personal de ayuda humanitaria; mujeres y niñas fueron víctimas de violación y otros actos de violencia, y se reclutó a niños y niñas como soldados o se los secuestró para exigir un rescate. Periodistas y defensores y defensoras de los derechos humanos sufrieron hostigamiento e intimidación. Continuaron los desalojos forzosos. La Misión de la ONU en la República Centroafricana y el Chad (MINURCAT) se retiró el 31 de diciembre.

Información general

En enero, el gobierno pidió al Consejo de Seguridad de la ONU la retirada de la MINURCAT. En esa fecha no se habían cumplido todavía los parámetros de referencia acordados para medir el éxito de la MINURCAT. El 25 de mayo, bajo la presión de Chad, el Consejo de Seguridad de la ONU resolvió poner fin a la MINURCAT el 31 de diciembre de 2010. El gobierno chadiano indicó que asumiría la responsabilidad plena de la protección de la población civil en su territorio. En octubre, Chad presentó un plan de protección –centrado en el Destacamento Integrado de Seguridad (DIS)– y solicitó ayuda económica.

El 15 de enero, Chad y Sudán firmaron un acuerdo por el que se comprometían a denegar a los grupos armados el uso de sus respectivos territorios y a normalizar las relaciones entre ambos Estados. La frontera entre Chad y Sudán, cerrada desde 2003, se abrió de nuevo en abril. En marzo, Chad y Sudán desplegaron una fuerza conjunta de vigilancia de fronteras para responder a la actividad delictiva y a los grupos armados. En mayo no se permitió el acceso a Chad de Khalil Ibrahim, dirigente del grupo armado sudanés Movimiento Justicia e Igualdad, aunque sus fuerzas armadas habían tenido su base en Chad durante años. En julio, el presidente de Sudán, Omar al Bashir, visitó Chad para celebrar una reunión, pese a enfrentarse a una orden de detención dictada por la Corte Penal Internacional. El presidente Al Bashir pidió también a los dirigentes de grupos armados chadianos Timane Erdimi, Mahamat Nouri y Adouma Hassaballah que abandonaran Sudán.

La confección del censo electoral comenzó en mayo. En octubre, el presidente Déby anunció el aplazamiento de las elecciones legislativas y locales previstas para noviembre, que se celebrarían en 2011, coincidiendo con las elecciones presidenciales.

Al terminar 2010 no se habían implementado la mayoría de las recomendaciones de la comisión de investigación sobre los hechos ocurridos en la capital, Yamena, en febrero de 2008. Durante los combates se cometieron graves violaciones de derechos humanos, incluida la desaparición del dirigente opositor Ibni Oumar Mahamat Saleh.

Al menos 150.000 personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares en muchas zonas del país debido a las intensas lluvias y las inundaciones. Unos 68.000 refugiados de la República Centroafricana seguían viviendo en campos del sur de Chad.

En marzo, las autoridades chadianas organizaron una conferencia nacional de derechos humanos con el apoyo de la MINURCAT, pero la mayoría de las organizaciones locales de derechos humanos se negaron a participar. En junio, el gobierno organizó una conferencia regional con el objetivo de poner fin al uso y reclutamiento de niños y niñas soldados.

Arriba

Región oriental de Chad

La situación de seguridad seguía siendo inestable en el este del país. Más de 262.000 refugiados procedentes de la región sudanesa de Darfur vivían en 12 campos de refugiados y unas 180.000 personas internamente desplazadas vivían en 38 emplazamientos. En mayo, tras los combates en Darfur, llegaron al menos 5.000 nuevos refugiados. Según la ONU, 48.000 personas desplazadas internamente regresaron a sus localidades de origen, sobre todo en las regiones de Ouaddai y Dar Sila. La mayoría se mostraban reacias a regresar debido a la inseguridad reinante en sus poblaciones, a la proliferación de armas pequeñas y a la falta de servicios básicos, como abastecimiento de agua, salud y educación.

Continuaron los abusos contra los derechos humanos, tales como violación de niñas y mujeres, reclutamiento de niños y niñas, secuestro de personal de ayuda humanitaria y homicidios de civiles. Prosiguieron asimismo los combates entre el ejército nacional y grupos armados. En abril estallaron combates entre el ejército nacional y el opositor Frente Popular para el Renacimiento Nacional en torno a Tissi y For Djahaname, en la frontera de Darfur.

Las tensiones entre grupos étnicos chadianos eran altas.

  • En marzo, un hombre resultó muerto tras enfrentamientos entre miembros de las comunidades árabe y dajo en Goz Beida. Una persona fue detenida en relación con este incidente.
  • El aumento de la violencia entre los grupos étnicos zaghawa, al que pertenecía el presidente Déby, y tama era motivo de gran preocupación. El 21 de octubre, el coronel Dongui, miembro del grupo étnico zaghawa y jefe del servicio de inteligencia militar de la región de Dar Tama, disparó y mató al coronel Ismael Mahamat Sossal, de etnia tama y comandante de la región militar. En respuesta, los guardaespaldas del coronel Sossal mataron al coronel Dongui. En este incidente resultaron heridas otras personas. Posteriormente se practicaron varias detenciones, entre ellas las de dos militares de la comunidad tama.

Se temía que tras la retirada completa de la MINURCAT se deteriorase aún más la situación humanitaria y de derechos humanos. Las autoridades chadianas demoraron la implementación de los planes presentados al Consejo de Seguridad de la ONU en octubre.

Abusos cometidos por grupos armados y bandidos

En el este de Chad tuvieron lugar graves incidentes de bandidaje y ataques armados contra personal de ayuda humanitaria, especialmente entre mayo y julio. Se recibieron noticias de numerosos secuestros de personal de ayuda humanitaria, secuestros de vehículos con violencia o intimidación y robos.

  • Un miembro del personal del Comité Internacional de la Cruz Roja, el agrónomo Laurent Maurice, fue liberado en febrero tras haber sido secuestrado por hombres armados y permanecer recluido durante 89 días.
  • El 6 de junio, tres trabajadores de Oxfam fueron secuestrados en Abeché. Dos de ellos quedaron en libertad ese mismo día, pero el tercero permaneció recluido hasta el 15 de junio. Según las autoridades, fue liberado por la fuerza militar conjunta chadiano-sudanesa en Sarne, en el este de Chad. Las autoridades afirmaron que los responsables habían sido detenidos, pero al término de 2010 no había comenzado juicio alguno.
  • El 10 de julio, seis hombres armados robaron un vehículo perteneciente a la Cruz Roja francesa cerca de la localidad de Boulala y retuvieron al conductor y su acompañante, aunque más tarde los liberaron cerca de Moussoro.

Violencia contra mujeres y niñas

Las mujeres seguían siendo víctimas de violación y otras formas de violencia por parte de integrantes de sus comunidades, grupos armados y fuerzas de seguridad. En la mayoría de los casos documentados, las víctimas eran niñas y los sospechosos disfrutaban de impunidad.

  • Dos niñas refugiadas de 13 años de edad fueron violadas el 16 de julio por un grupo de hombres cerca del campo de refugiados de Farchana. Las niñas habían salido a buscar leña. Según los informes, la gendarmería chadiana y el Destacamento Integrado de Seguridad abrieron una investigación sobre el caso.
  • El 6 de septiembre, una niña refugiada de 14 años de edad residente en el campo de Am Nabak fue violada en la localidad de Shandi por un pastor de ganado local, que pagó al jefe del poblado una indemnización en moneda sudanesa antes de abandonar la zona. Una persona murió en los enfrentamientos que estallaron por los camellos que había dejado atrás el pastor.
  • La ONU informó de que soldados del ejército eran presuntamente responsables de al menos 11 casos de violencia contra mujeres entre febrero y abril. Aunque, según los informes, oficiales de alto rango afirmaron que tomarían las medidas oportunas, al terminar el año no se sabía con certeza si se había tomado alguna medida contra los sospechosos.

Niños y niñas soldados

El ejército y los grupos armados seguían reclutando y utilizando niños y niñas, y los reclutadores disfrutaban de total impunidad. La ONU afirmó en 2007 que entre 7.000 y 10.000 niños y niñas podían estar siendo utilizados como combatientes o estar relacionados con grupos armados chadianos y sudaneses y con el ejército chadiano. Al terminar 2010, menos del 10 por ciento de aquellos niños y niñas habían sido liberados oficialmente de estas fuerzas y grupos armados.

Las fuerzas de seguridad chadianas seguían utilizando niños y niñas de poblaciones del este de Chad, campos de refugiados y emplazamientos para desplazados internos, y algunos oficiales de alto rango del ejército nacional estuvieron implicados en el reclutamiento de niños y niñas durante el año.

  • Tras la firma de un acuerdo de paz con el gobierno chadiano en abril, el Movimiento por la Democracia y la Justicia en Chad puso en libertad en agosto a 58 menores de edad, entre los que había 10 niñas.
  • En septiembre, tras organizar un grupo armado sudanés reuniones para reclutar niños y niñas en el campo de refugiados de Goz Amir, los miembros del Destacamento Integrado de Seguridad detuvieron a 11 personas. Más tarde se estableció que estos individuos organizaban regularmente reuniones de este tipo.

Homicidios ilegítimos

Los miembros de las fuerzas de seguridad chadianas y de grupos armados sudaneses y chadianos cometieron con impunidad homicidios ilegítimos en el contexto de la inseguridad permanente.

  • El 19 de octubre, Defa Adoum, agricultor de etnia tama sospechoso de estar en posesión de armas de fuego, fue detenido por el coronel Dongui, jefe de los servicios de inteligencia militar en la región de Dar Tama destinado en Guéréda y miembro de la comunidad étnica zaghawa. Según los informes, el agricultor murió como consecuencia de tortura.
Arriba

Detención y reclusión arbitrarias

Las autoridades seguían llevando a cabo detenciones y reclusiones arbitrarias sin cargos. A algunas personas las recluían en instalaciones de detención secretas donde no estaban permitidas las visitas, como el centro de detención de Korotoro.

Arriba

Libertad de expresión: periodistas

Las autoridades seguían intimidando y hostigando a los periodistas.

Se derogó el Decreto núm. 5, promulgado durante el estado de excepción de febrero y marzo de 2008 y que restringía la libertad de expresión. En agosto, el gobierno aprobó una nueva ley sobre medios de comunicación que introducía penas de entre uno y dos años de prisión, multas y prohibición de publicar durante un periodo máximo de tres meses por “incitar al odio racial, étnico o religioso y aprobar la violencia”.

  • El 18 de octubre, el primer ministro, Emmanuel Nadingar, amenazó con cerrar Ndjamena Bi-Hebdo tras la publicación de un artículo en el que se comparaba a Chad con Sudán. Los periodistas de este medio temieron por su seguridad tras la conferencia de prensa del primer ministro sobre este asunto.
Arriba

Desalojos forzosos

Cientos de personas sufrieron desalojos forzosos y sus casas fueron destruidas en varias zonas de Yamena. Los desalojos se llevaron a cabo sin el proceso debido, sin aviso adecuado ni consulta previa. La mayoría de las familias que habían perdido sus hogares desde que comenzó esta campaña de desalojos en febrero de 2008 no habían recibido vivienda alternativa ni otra forma de indemnización. Algunas ganaron demandas judiciales presentadas contra el gobierno, pero en la mayoría de los casos no se acataron los fallos judiciales.

  • En mayo, las autoridades informaron a las personas que vivían en Ambatta, Yamena, de que debían abandonar sus hogares antes del final de la estación de las lluvias, hacia mediados de octubre, para permitir la construcción de casas modernas. Unas 10.000 personas corrían el riesgo de sufrir desalojos forzosos, pero no se las consultó ni se les ofrecieron viviendas alternativas. Al término de 2010 los desalojos no habían tenido lugar.
  • Al menos tres personas perdieron la vida el 19 de julio durante una operación policial para desalojar por la fuerza a agentes de seguridad de casas del gobierno en el centro de Yamena.
Arriba

Derechos de la infancia: secuestros

Decenas de niños y niñas, en algunos casos de sólo 10 años, fueron secuestrados para pedir rescate. Algunos fueron liberados tras pagar sus familias cuantiosas sumas. Al terminar el año seguía sin conocerse la suerte de otros.

  • El 23 de septiembre, al menos cinco niños de corta edad fueron secuestrados en sus casas de la región de Léré Lake por hombres armados que exigieron dinero a cambio de su liberación.
  • A finales de octubre, tres niños de corta edad fueron sacados de su casa en Bodoro, a 3 kilómetros de la frontera de Camerún, por 11 hombres armados. Al hermano mayor de uno de los niños lo mataron cuando alertaba a otros habitantes del poblado durante el ataque. Los niños quedaron en libertad después de tres días de cautiverio.
Arriba

Pena de muerte

El 27 de julio, un tribunal penal de Yamena condenó a muerte a Guidaoussou Tordinan por matar a tiros a su esposa y causar lesiones a su suegra en noviembre de 2009. No se disponía de más información sobre la aplicación de la pena de muerte ni sobre el número de personas en espera de ejecución.

Arriba

Los derechos humanos región a región

World regions Midde East and North Africa Asia y Oceanía Europa y Asia Central África América

África

Algunos países de África celebraron en 2010 el 50 aniversario de su independencia, y otros se preparaban para hacerl ...

América

En América se han reconocido muchos derechos humanos en la ley –aunque no siempre en la práctica– en los últim ...

Asia y Oceanía

En una región que se extiende por una tercera parte del planeta y está habitada por casi dos tercios de la p ...

Europa y Asia Central

El derecho a la verdad y la justicia, y la determinación de las víctimas y sus familiares a obtenerlas ...

Oriente Medio y Norte de África

El año 2010 se inició con Yemen ocupando de manera inusitada el centro de la atención inte ...

Ir al apartado de países