El Salvador
Jefe del Estado y del gobierno
Carlos Mauricio Funes Cartagena
Pena de muerte
abolicionista para los delitos comunes
Población
6,2 millones
Esperanza de vida
72,2 años
Mortalidad infantil (‹5 años)
16,6 por cada 1.000
Población adulta alfabetizada
84,1 por ciento

Persistió la impunidad por las violaciones de derechos humanos cometidas durante el conflicto armado (1980-1992). Siguió suscitando preocupación la violencia contra mujeres y niñas, que incluía violaciones de sus derechos sexuales y reproductivos. La Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos recibió múltiples denuncias de abusos contra mujeres y niñas perpetrados por personal militar en prisiones de todo el país.

Información general

La delincuencia violenta siguió aumentando. En respuesta a la creciente preocupación por la seguridad en varias prisiones, el gobierno desplegó al ejército para controlar 11 de las 14 cárceles del país.

En octubre, las tormentas produjeron varios deslizamientos de tierras en los que murieron más de 30 personas; las inundaciones destruyeron los hogares y las cosechas de miles de familias.

Top of page

Impunidad

La Ley de Amnistía de 1993 siguió vigente a pesar de las reiteradas decisiones de la Corte Interamericana de Derechos Humanos que ordenaban al Estado salvadoreño su anulación. La Ley pretendía impedir que cualquier persona, entre ellos los miembros de las fuerzas armadas, rindiera cuentas por violaciones de derechos humanos –incluidos crímenes de lesa humanidad– cometidas durante el conflicto armado.

  • En marzo se remitió a la Corte Interamericana el caso de 700 hombres, mujeres, niños y niñas torturados y asesinados por las fuerzas armadas durante tres días de 1981 en El Mozote y otras aldeas cercanas, en la provincia de Morazán. Éste era uno de los miles de casos de violaciones de derechos humanos, que incluían crímenes de lesa humanidad cometidos por miembros del ejército, en los que la Ley de Amnistía de 1993 impedía que los responsables comparecieran ante la justicia.

En diciembre, durante una ceremonia celebrada para conmemorar el aniversario de las masacres, el ministro de Relaciones Exteriores reconoció la responsabilidad del Estado en los crímenes de lesa humanidad cometidos en El Mozote y aldeas cercanas. Sin embargo, no se comprometió a revocar la Ley de Amnistía ni a hacer que los responsables respondieran de sus crímenes.

Top of page

Violencia contra mujeres y niñas

En febrero, la relatora especial de la ONU sobre la violencia contra la mujer expresó su honda preocupación por la inacción del gobierno respecto a investigar, enjuiciar y otorgar reparación por estos crímenes, y advirtió de que ello había dado lugar a una situación de impunidad para la violencia de género en El Salvador.

En su informe, la relatora especial instó al gobierno a que revisara las leyes que prohibían el aborto en todas las circunstancias, incluso para las sobrevivientes de violación o cuando corría peligro la vida de la mujer o niña. El gobierno manifestó su compromiso de abordar la cuestión de la violencia contra las mujeres.

La Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos recibió un número creciente de denuncias sobre registros vaginales y anales ilegales realizados por personal militar a mujeres y niñas que visitaban a familiares en prisión.

En marzo, el gobierno inauguró la primera sede de la “ciudad de la mujer”, a la que podían acudir las mujeres y niñas afectadas por la violencia a denunciar sin riesgos a la policía los crímenes de los que habían sido víctimas, así como a recibir servicios de apoyo y asesoramiento legal.

Top of page

Justicia internacional

En agosto, la Corte Suprema de Justicia decidió no ejecutar una alerta roja emitida por Interpol a instancias de las autoridades españolas. En ella se pedía la detención y extradición de nueve ex miembros del ejército acusados del homicidio, cometido en 1989, de seis sacerdotes jesuitas españoles, su ama de llaves y la hija de ésta. La Corte pidió a las autoridades españolas que cumplimentaran otros trámites procesales antes de considerar la orden.

Top of page

Defensores y defensoras de los derechos humanos

Los activistas de derechos humanos y periodistas que trabajaban en el departamento de Cabañas recibieron amenazas por su labor de defensa de los derechos humanos y lucha contra la corrupción.

  • En enero, Héctor Berríos, activista comunitario y abogado que trabajaba por los derechos humanos, recibió una llamada telefónica en la que le dijeron que alguien había pagado mucho dinero para matarlo a él o a un miembro de su familia.
  • En mayo, Pablo Ayala, Manuel Navarrete y Marixela Ramos –periodistas y productora de informativos, respectivamente, de Radio Victoria– recibieron dos amenazas de muerte en sendos mensajes de texto. Uno de ellos decía: “Mira mage ya sabemos donde vives […] ponle paro a ese noticiero tu que eres la coordinadora tu tambien tienes a tu hija”.
Top of page
World regions Midde East and North Africa Asia y Oceanía Europa y Asia Central África América

Ir al apartado de países

África

Los movimientos populares del norte de África tuvieron eco en la población del África subsahariana, de manera espe ...

América

El 11 de agosto de 2011, varios agentes de la Policía Militar efectuaron 21 disparos contra la jueza Patrícia Acio ...

Asia y Oceanía

La respuesta de varios gobiernos de la región de Asia y Oceanía a los vientos de cambio político procedent ...

Europa y Asia Central

Un día de primavera, de madrugada, llegó a su fin en un pequeño pueblo de Serbia una de las mayores ...

Oriente Medio y Norte de África

Para los pueblos y los Estados de Oriente Medio y el Norte de África, 2011 fue absolutament ...

Amnistía Internacional en las redes sociales

Informes

No se hallaron documentos

Visitas

No se halló información sobre las visitas