Sierra Leona - Informe 2010 Amnistia Internacional

Human Rights in República de Sierra Leona

Amnistía Internacional  Informe 2013


The 2013 Annual Report on
Sierra Leona is now live »

Jefe del Estado y del gobierno
Ernest Bai Koroma
Pena de muerte
retencionista
Población
5,7 millones
Esperanza de vida
47,3 años
Mortalidad infantil (‹5 años) (h/m)
160/136 por cada 1.000
Población adulta alfabetizada
38,1 por ciento

En marzo se desencadenaron actos de violencia entre seguidores del Congreso de Todo el Pueblo, en el gobierno, y del Partido Popular de Sierra Leona, en la oposición, en los que hubo personas que resultaron gravemente heridas y, según se afirmó, se cometieron violaciones y otras agresiones sexuales. Las mujeres continuaban siendo víctimas de violencia sexual y de género, incluidas prácticas tradicionales nocivas como la mutilación genital femenina. El gobierno tomó medidas para reducir el elevado índice de mortalidad materna.

Información general

En marzo, durante el periodo previo a las elecciones locales, se registraron actos de violencia entre seguidores del Congreso de Todo el Pueblo y del Partido Popular de Sierra Leona en tres zonas del país. En Pujehun, en el sur, varias personas resultaron gravemente heridas en la violencia que se desencadenó entre el 9 y el 12 de marzo. En Freetown hubo heridos durante los actos violentos registrados entre el 13 y el 16 de marzo, y se saqueó la sede del Partido Popular de Sierra Leona; también se denunciaron casos de violaciones y otras agresiones sexuales contra simpatizantes de ese partido. En Kenema, entre el 13 y el 14 de marzo, seguidores del Congreso de Todo el Pueblo fueron objeto de actos violentos e incendios provocados.

En abril, representantes del Congreso de Todo el Pueblo y del Partido Popular de Sierra Leona acordaron y crearon un Comité de Observancia del Comunicado Conjunto, facilitado por la ONU y la Comisión de Inscripción de Partidos Políticos, que ayudó a suavizar las tensiones. En julio, el gobierno creó una Comisión de Investigación para investigar las razones de la violencia y las denuncias de violación y otros tipos de agresión sexual. No se creó un grupo de revisión independiente. Ese mismo mes, la Comisión Independiente de Medios de Comunicación informó de que se retirarían las licencias a las emisoras de radio propiedad del Congreso de Todo el Pueblo y del Partido Popular de Sierra Leona porque parecían haber contribuido a la violencia haciendo apología del odio. La decisión de la Comisión suscitó preocupación entre la sociedad civil, al considerar que suponía una amenaza para la libertad de expresión.

En septiembre y octubre, el gobierno desplegó soldados para ayudar a la policía, en respuesta a la preocupación de la opinión pública por la actuación policial con respecto al brusco aumento de los atracos a mano armada.

En mayo, el gobierno presentó el Programa para el Cambio, su segundo documento de estrategia de lucha contra la pobreza, que se utilizó como base para buscar financiación de donantes en la Conferencia de Inversiones y Donantes para Sierra Leona celebrada en Londres, Reino Unido, en noviembre.

La Comisión Anticorrupción llevó a cabo importantes avances. En febrero, cuatro funcionarios públicos fueron inculpados por diversos cargos de corrupción. En junio, dos ex altos funcionarios del Servicio de Difusión Audiovisual de Sierra Leona y el ex Defensor del Pueblo fueron declarados culpables de malversación de fondos y condenados a prisión o elevadas multas. En mayo, la Comisión revisó el trabajo del Ministerio de Salud y Saneamiento y formuló diversas recomendaciones para mejorar el sistema de atención a la salud y reducir las prácticas corruptas en el Ministerio. En octubre, el ministro de Salud fue acusado de corrupción y posteriormente fue destituido. Al finalizar el año aún no existía el tribunal anticorrupción de procedimiento acelerado integrado por jueces y fiscales con dedicación exclusiva cuya creación había propuesto la Comisión Anticorrupción en 2008.

Se registraron algunos avances en la aplicación de las recomendaciones de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación –creada tras la guerra civil de 1991-2002–, pero no se nombró una comisión de seguimiento y el proceso de revisión constitucional quedó estancado. En septiembre se renovó por un año más el mandato de la Oficina Integrada de la ONU para la Consolidación de la Paz en Sierra Leona (UNIPSIL).

Tribunal Especial para Sierra Leona

El 27 de febrero, tras la declaración de 91 testigos, finalizó el alegato de la fiscalía en el juicio contra el ex presidente de Sierra Leona Charles Taylor ante el Tribunal Especial para Sierra Leona en La Haya. Se enfrentaba a 11 cargos de crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra cometidos durante la guerra civil de Sierra Leona. El 13 de julio comenzó el alegato de la defensa; Charles Taylor fue el único testigo que declaró durante el resto de 2009.

El 26 de octubre, la Cámara de Apelaciones del Tribunal Especial confirmó las condenas impuestas a los dirigentes del Frente Revolucionario Unido Issa Sesay, Morris Kallon y Augustine Gbao por casi todos los cargos. Las condenas fueron las primeras en las que se consideraron los ataques a integrantes de fuerzas de mantenimiento de la paz como una violación del derecho internacional humanitario y el matrimonio forzado como un acto inhumano constitutivo de crimen de lesa humanidad. En octubre, en cumplimiento de un acuerdo alcanzado en marzo con el Tribunal Especial, los ocho hombres condenados fueron transferidos a Ruanda para cumplir las condenas a prisión. Las penas oscilaban entre los 15 y los 52 años, a los que se restaría el tiempo que habían pasado recluidos por el Tribunal Especial. Ningún centro penitenciario de Sierra Leona cumplía las normas sobre reclusión establecidas en el derecho internacional. En noviembre, el Tribunal Especial cedió su centro de detención al servicio penitenciario de Sierra Leona para albergar a reclusas.

Programa de reparaciones

El programa de reparaciones, creado por la Comisión de la Verdad y la Reconciliación, dedicó la mayor parte de 2009 a la identificación de 28.000 víctimas de la guerra, además de ofrecer reparaciones simbólicas en 18 jefaturas y facilitar la intervención quirúrgica de fístula para víctimas de violencia sexual. Los únicos fondos de que disponía el programa de reparación, procedentes del fondo para la consolidación de la paz, se agotaron a finales de 2009, y el gobierno no tomó medidas para garantizar la financiación en el futuro.

Mortalidad materna

En julio, la Comisión Nacional de Derechos Humanos presentó su segundo informe anual, que, entre otras cosas, hacía hincapié en el elevado índice de mortalidad materna. En septiembre, Amnistía Internacional publicó un informe, y una delegación de la organización, en la que se encontraba la secretaria general, viajó por Sierra Leona para concienciar sobre este tema. El 23 de septiembre, ante la Asamblea General, el presidente Koroma anunció planes para ofrecer atención gratuita a mujeres embarazadas y lactantes y a niños y niñas menores de cinco años. Estaba previsto que los planes comenzaran a aplicarse a principios de abril de 2010.

Violencia y discriminación contra mujeres y niñas

Recurriendo a la Ley de Defensa de la Infancia (2007), las ONG consiguieron algunos avances en su campaña contra la práctica de la mutilación genital femenina entre niñas y jóvenes menores de 18 años. Algunos dirigentes tradicionales impusieron en sus comunidades normas que prohibían la práctica de la mutilación genital femenina en las niñas.

  • En febrero, iniciadoras en la práctica de la mutilación genital femenina secuestraron a cuatro periodistas, las desvistieron y las obligaron a desfilar desnudas por las calles de Kenema, alegando que las actividades de las periodistas perjudicaban la práctica de su tradición. Cuando las periodistas quedaron en libertad, la policía no tomó medidas contra las presuntas agresoras.

Se recibieron denuncias de violaciones y otros tipos de agresiones sexuales contra mujeres durante la violencia política de marzo. La Comisión de Investigación creada en julio concluyó que se habían producido actos de violencia sexual que no incluían la violación. No se tomaron medidas contra los presuntos responsables de violencia sexual. Grupos de derechos de las mujeres y de la sociedad civil refutaron las conclusiones de la investigación.

  • En noviembre, a una mujer del distrito septentrional de Kono se le prohibió presentarse como candidata a las elecciones a la jefatura a causa de su género.

Libertad de expresión

En febrero, la Asociación de Periodistas de Sierra Leona entabló un pleito ante el Tribunal Supremo para conseguir la revocación de disposiciones arcaicas sobre difamación sediciosa. Al finalizar el año aún no se había resuelto la causa.

En julio, la ONU planteó su preocupación por que algunas disposiciones de la Ley de la Sociedad de Difusión Audiovisual de Sierra Leona aprobada en 2009 podían socavar la independencia de la empresa de radio y televisión. El presidente Koroma garantizó que esto no ocurriría.

En julio, la Comisión Independiente de Medios de Comunicación anunció la retirada de las licencias de emisoras de radio de partidos políticos a causa de la violencia política de marzo, medida que contó con la oposición de grupos de la sociedad civil. El Partido Popular de Sierra Leona emprendió acciones legales contra la decisión.

Pena de muerte

Los tribunales ordinarios no impusieron nuevas condenas a muerte. Nueve hombres y tres mujeres –Sia Beke, Mankaprie Kamara y Nallay Foday– continuaban condenados a muerte. Cinco de los hombres llevaban seis años en esta situación.

  • Marie Sampa Kamara quedó en libertad en octubre tras anularse la condena a muerte que se le había impuesto por asesinato.

En agosto, un militar declarado culpable de homicidio ante un consejo de guerra fue condenado a muerte por fusilamiento. Según la ley marcial, el presidente debía firmar la condena, pero al finalizar el año no lo había hecho.

En octubre, el presidente Koroma pidió que se impusiera la pena de muerte por el delito de atraco a mano armada, pero no se tomaron medidas al respecto.

Informes y visitas de Amnistía Internacional

Cómo puedes ayudar