En el contexto del EPU, Amnistía Internacional ha formulado las siguientes recomendaciones a Sudáfrica:

  • Que aumente las medidas para proteger y proporcionar reparación a las mujeres en peligro de sufrir violencia de género o que ya la están sufriendo.
  • Que adopte mayores medidas para eliminar las barreras discriminatorias en el acceso a servicios de salud para las personas que viven con el VIH y el sida.
  • Que tome medidas inmediatas para ratificar el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales.
  • Que complete el proceso de elaborar y adoptar medidas legislativas para prevenir, enjuiciar y castigar los actos de tortura y malos tratos, de acuerdo con las normas internacionales, y para ratificar el Protocolo Facultativo de la Convención de la ONU contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes.
  • Que adopte medidas concretas y efectivas para proteger el derecho a la libertad de reunión y expresión y para garantizar que los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley cuentan con formación y equipación completas para mantener el orden público sin recurrir a la fuerza excesiva, y que investigue de forma enérgica e independiente todas las infracciones a este respecto.
  • Que garantice que se toman todas las medidas necesarias para poner en práctica las recomendaciones de la Comisión de Investigación Jali. Que garantice que todos los agentes del Estado que participan en las labores de cumplimiento de la ley relativas a la inmigración y a los procedimientos de determinación del asilo comprenden plenamente y respetan el principio de no devolución (non-refoulement), y que cumpla la obligación del país de combatir el terrorismo.

Más información